miércoles, octubre 07, 2015


La terapia centrada en soluciones

Este modelo fue desarrollado por Steve De Shazer a partir del trabajo del grupo del Mental Research Institute de Palo Alto y de Milton Erickson a fines de los años 70. De Shazer fundó el Brief Family Therapy Center en Milwaukee, Wisconsin (EUA). Insoo Kim Berg también ha tenido un importante papel en el desarrollo de este modelo terapéutico.
Como todas las terapias posmodernas, la Terapia Centrada en Soluciones entiende las dificultades de los clientes como construídas en el lenguaje. Esto no quiere decir que sólo se trate de lenguaje sin implicar la acción, De Shazer (1995) Parte del supuesto de que los problemas de los clientes tienen que ver con conduc- tas generadas a partir de su visión del mundo.

De Jong y Kim Berg (2002), plantean con gran claridad los pasos o etapas de la Terapia Centrada en Soluciones: Explicar al cliente cómo trabaja el terapeuta, describir el problema, averiguar y amplificar lo que el cliente quiere (utilización de la pregunta del milagro), explorar las excepciones (uso de escalas), formular y ofrecer retroalimentación al cliente y ver, amplificar y medir el progreso del cliente. 



El objetivo más importante de este tipo de terapia es construir e implementar soluciones. Una faceta característica de la Terapia Centrada en Soluciones es que le dedica mucha más atención a explorar las soluciones que a investigar los problemas. Es importante conocer lo que aflige al cliente para entender mejor qué es lo que quisiera que fuera diferente en su vida, cuál es el cambio que quiere lograr, pero Kim y De Jong (2002) mencionan que, en algunos casos se puede empezar la terapia hablando directamente de las soluciones, saltándose la fase de exploración del problema. Esto no es la norma, pero transmite la idea de que, aún más que de resolver problemas, la TCS se trata de construir soluciones.


Cuando los clientes y el terapeuta sí hablan del problema y una vez que éste queda claro, se procede a hablar sobre las excepciones. Las excepciones son aque- llas ocasiones en las que el problema no está presente o es menos frecuente o menos intenso (De Jong y Kim, 2002). Se le pide al cliente que identifique este tipo de situaciones y se hace un interrogatorio cuidadoso sobre todo lo que es distinto en esos momentos: dónde está, con quién, qué hace y qué piensa en las ocasiones, aunque sean pocas o breves, en las que las cosas están mejor. 

¿Te interesó el tipo de terapia? Puedes concertar una cita con la Psic. Lucero Peña que con gusto te escuchará 


Referencia: Tarragona, M. (2006). Las terapias posmodernas una breve introducción a la terapia colaborativa, la terapia narrativa y la terapia centrada en soluciones. Psicología conductual, 14, 511-532.